Se extirpó los pechos para ser piloto de carreras

Violette Morris, una militar y deportista francesa

En la década de 1920 la atleta Violette Morris destacó en numerosas pruebas automovilísticas

fue capaz de practicarse una mastectomía para poder practicar una de sus grandes pasiones: las carreras automovilísticas.

Violette Morris nació el 18 abril 1893 en París. A pesar de ser lesbiana, en 1914 contrajo matrimonio y, tal vez por ello, tras declararse la Primera Guerra Mundial decidió alistarse como enfermera militar.Durante el conflicto condujo una ambulancia en primera línea del frente. Finalmente, acabó divorciándose en 1923.

Dentro del ejército Morris se dedicó de lleno al deporte. Fue la primera mujer francesa que compitió en lanzamiento de bala y disco, aunque causó furor en el fútbol femenino, llegando formar parte del equipo olímpico femenino de su país.

Fiel a su lema «cualquier cosa que un hombre pueda hacer, Violette también lo hace», jugó en la selección masculina francesa de waterpolo y solía boxear contra los soldados, a los que la mayor parte de veces derrotaba. Además, practicó disciplinas como ciclismo de carretera, motociclismo, automovilismo, hípica, tenis, tiro con arco, buceo, levantamiento de pesas y lucha libre greco-romana.

Precisamente una de sus grandes pasiones, el automovilismo la llevó a someterse a una mastectomía con el objetivo de poder desenvolverse en la estrecha cabina del vehículo con facilidad, ya que en aquella época los coches eran cada vez más compactos y su voluminoso pecho no le permitía conducir con comodidad.

Antes y después de la operación, Morris cosechó muchos éxitos en las pistas. En su impresionante palmarés destacan la carrera París-Pirineos-París en la categoría 750 cc. en 1922 y 1923, la carrera París-Niza o el Gran Prix de San Sebastián en 1926.

Este estilo de vida era, sin duda, muy escandaloso para una mujer en los años 20. Lejos de avergonzarse por ello, a Morris le encantaba disfrutar de la noche, el vino y las bellas mujeres. Este estilo de vida llevó a que la Federación Atlética francesa Femenina no renovase su licencia deportiva y fuera excluida de los Juegos Olímpicos de Verano de 1928 por su «falta de moral», después de que uno de sus amantes masculinos la abandonara e hiciera públicas sus relaciones bisexuales, a causa de su mastectomía.

A finales de 1935, Violette Morris comenzó a colaborar con la Gestapo. Al año siguiente, asistió a los Juegos Olímpicos de Verano de Berlín como invitada de honor del propio Hitler. A cambio, entregó a Alemania diversa información militar que facilitó enormemente la ocupación nazi de París.

En los años siguientes, se dedicó a impedir las operaciones de una organización británica que brindaba apoyo a la resistencia francesa, actividad por la que fue condenada a muerte. Finalmente, el 26 de abril de 1944 fue asesinada por miembros de la resistencia francesamientras circulaba por un camino rural, a la edad de 51 años. Su cuerpo fue enterrado en una fosa común.

Casi setenta años después de su muerte, Morris se ha convertido en todo un símbolo de la lucha feminista y las reivindicaciones de las mujeres homosexuales

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s